Ecommerce

Teníamos pendiente tratar la fiscalidad indirecta de los servicios prestados  por vía electrónica a particulares en la Unión Europea (UE), en un post anterior ya tratamos  la fiscalidad de las ventas online de bienes corporales a particulares de la UE.

Un servicio prestado por vía electrónica es aquel que básicamente está automatizado y que no requiere intervención humana o ésta es mínima (descarga de un programa, película, videojuegos, formación, antivirus…) siendo en todos los casos un particular con domicilio en la UE el destinatario de estos servicios prestados por vía electrónica.

Este tipo de servicios se entienden prestados en origen (sede del empresario prestador del servicio electrónico) en tanto no se haya superado en el año precedente o en el año en curso el umbral  de facturación a escala comunitaria de 10.000€. Una vez superados los 10.000€ a escala comunitaria las prestaciones de servicios se entienden localizadas en destino, es decir,en el Estado Miembro de la Unión donde se encuentra el particular que consume los servicios, siendo  este Estado el que va recaudar el IVA de la operación. El empresario prestador del servicio también puede optar (modelo 036) por tributar en destino sin haber superado los 10.000€.

El obligad0 a liquidar el IVA en origen o en destino va a ser siempre el empresario prestador del servicio.

Vamos a poner un ejemplo, tenemos un empresario con sede en Madrid que presta servicios de formación por vía electrónica a particulares de la UE, este es su primer año de actividad,su facturación de 0 a 10.000€ (en un cómputo global a particulares de toda la UE) está localizada y gravada en origen (península y Baleares) al 21% de IVA (la formación por vía electrónica no está exenta como la formación presencial de materias incluidas en los planes de estudios). Superado en el primer año el umbral de facturación de 10.000€, los servicios se entenderán localizados y gravados en destino, domicilio delos particulares de los Estado de la UE.

Para ingresar el IVA en destino los empresarios prestadores del servicio pueden optar por utilizar la mini ventanilla única y así no tener que darse de alta a efectos de IVA en cada uno de los estados de consumo. Ahora bien, si ya están registrados a efectos de IVA en algún Estado de la Unión, no podrán utilizar la mini ventanilla única en ese Estado.

Para finalizar, debemos recordar que si el destinatario del servicio prestado por vía electrónica es un empresario y no un particular, seguirá la regla general de localización del servicio en destino, sede del empresario receptor del servicio, que será el sujeto pasivo obligado a liquidar el IVA.

Leer otro artículo.